10 formas de saber que ya no amas a tu pareja (y que ahora todo es rutina)

¿Cómo te das cuenta que no amas a tu pareja y que todo se ha vuelto rutina? Aquí algunas señales que te pueden ayudar a notarlo.

10 formas de saber que ya no amas de tu pareja (y que ahora todo es rutina)
10 formas de saber que ya no amas de tu pareja (y que ahora todo es rutina)

El “te amo” sólo es rutina. Al inicio de la relación, cuando esas palabra salían de tu boca significaban algo, ahora solo lo haces por rutina, por "cumplir", ya no lo sientes realmente. No es que no quieras a tu pareja, el cariño está, lo que ya no existe más (y te has negado a aceptar) es esa chispa de antes, ese sentimiento que hacía que tu piel se erizara. 

PUEDES VER: "5 cosas que te diría si te vuelvo a ver"

Te molestan cosas que antes no. Los pequeños defectos que antes te parecían cualidades hermosas y tiernas, ahora te molestan, has empezando a detestar las manías de la persona que tienes al lado y ahora solo te molesta cada pequeña cosa que hace.

Ya no quieres pasar todo el tiempo a su lado. Antes te costaba despedirte, lo único que querías era estar al lado de tu pareja, ahora mientras más tiempo separados pasen, mejor. Tu espacio personal se ha convertido en una prioridad y ya no te importa si pasan días sin verse, ya no extrañas el hecho de estar con esa persona.

NO TE PIERDAS: 4 cosas que debes saber si sales con una persona con el corazón roto

La rutina Y es que ahora todo se ha vuelto rutinario, ya nada te sorprende, lo que hacen parece ser cosa de todos los días, van a su casa o a la tuya, ven películas y después, tienen sexo, hasta el sexo es parte de la rutina. Ninguno de los dos hace nada para salir de ese estado y tratar de hacer cosas nuevas, simplemente porque no les interesa pasar más tiempo con el otro.

Los detalles. Los detalles ya no existen, no te interesa darle una sorpresa o simplemente algo que tu pareja no imaginaba. Si antes todos los días buscabas la manera de hacerle sentir que te importaba, ahora ya no tienes esa iniciativa que antes era característica de tu relación.

¿Y si no estuvieras con esa persona? Tu vida sin esa persona ya no parece tan mala como al principio de su relación, en realidad. Antes no podías imaginar el hecho de que pudieran separarse, ahora ya te has puesto en ese escenario y la situación no parece tan terrible, de hecho hasta piensas que podría ser lo mejor eventualmente.

TE PUEDE GUSTAR: 3 formas de reaccionar si te encuentras con tu EX

Sexo. Igual que todo lo demás, el sexo es una rutina, ya no existe la pasión intensa que un día afianzó su relación. Ahora, el sexo es parte de las actividades que se hacen en pareja, cuando se acerca no sientes que la sangre recorre todo tu cuerpo. 

Son más las peleas que los buenos momentos. Ya olvidarte la última vez que hicieron algo increíble para los dos, lo último que recuerdas es la pelea de la mañana o la noche anterior. Lo peor es que esos quiebres son por cosas insignificantes que agrandan por el simple hecho de no estar de acuerdo, y ninguno de los dos hace nada para arreglar las cosas. Pueden pasar horas o días peleados.

El cuidado personal, Se conocen tan bien que creen que es parte de la evolución de la relación, pero en realidad, ya no hay respeto o cuidado por lucir bien ante la pareja. Ella no se depila las piernas ni se arregla, él huele mal o no se rasura nunca, los dos lucen desaliñados cuando tienen una cita, mala señal

Los celos han desaparecido. Te da lo mismo las relaciones amistosas que tiene, ya no te interesa que salga con otra persona o hasta ver a tu pareja coquetear con alguien más. Es normal, la relación está acabando.

Déjanos tu opinión